martes, 27 de septiembre de 2011

198 años de cárcel para Justino Sánchez


Wilma Maldonado Arrigoitía / Primera Hora
A Justino Sánchez Díaz no le alcanzará la vida para cumplir la sentencia de 198 años de cárcel que le impuso hoy la jueza Marta María Rosario en el Centro Judicial de Arecibo.

El pasado 8 de septiembre, Sánchez Díaz fue encontrado culpable de seis cargos de asesinato, siete tentativas de asesinato y un cargo de incendio agravado.

La Jueza le impuso hoy la sentencia que establece el Artículo 79 del Código Penal en casos de asesinato pero no hizo ninguna expresión en sala antes de darle lectura.

Sánchez Díaz tendrá que cumplir 99 años de prisión por uno de los cargos de asesinato y 19.8 años por cada uno de los otros cinco cargos de asesinato (un 20% de la pena que impone ese delito).

Además, Rosario sentenció al convicto a cumplir 10 años por cada una de los siete cargos de tentativa de asesinato y 15 años por el cargo de incendio agravado. No obstante, esta pena se cumplirá de manera concurrente a los 198 años de los asesinatos.

Sánchez Díaz no hizo ninguna expresión en sala y de hecho, la Jueza no le preguntó si quería decir algo antes de ser sentenciado como es usual en estas vistas.

“Estoy más tranquila gracias a Dios”, reaccionó Carmen Sánchez Díaz, hermana del acusado y familia de las víctimas. “Esto es muy difícil, esto (el dolor) es para toda la vida pero en cuánto si estamos más tranquilos (por su seguridad), sí estamos más tranquilos”, agregó.

Aunque técnicamente, luego de cumplidos 25 años de prisión, el convicto tendría oportunidad de ser evaluado por la Junta de Libertad Bajo Palabra, su abogado Luis A. González, dijo que como tiene cinco cargos consecutivos es probable que también se le contabilicen años por esas penas.

“Como aquí hay delitos adicionales, están los asesinatos que son consecutivos, así que a los 25 años no tiene ese derecho... eso estaría sujeto a interpretación sobre en cuánto tiempo tendría derecho a ir a la Junta de Libertad Bajo Palabra", analizó el abogado de la Sociedad para la Asistencia Legal (SAL) González dijo que la SAL apelará el fallo de culpabilidad principalmente por el Tribunal haber descartado el testimonio de la psiquiatra forense, Arlene Rivera Mass.

“Un caso como éste lo hace una persona que no está en su sano juicio”, expresó González. “Entiendo que la evidencia que nosotros presentamos, la evidencia pericial de la doctora Rivera Mass, fue clara y suficiente para determinar que Justino estaba inimputable”, agregó.

Mientras que la fiscal Marie Christien Amy se mostró conforme con la sentencia impuesta, aún cuando Fiscalía entendía que debía ser por 217.8 años. La interpretación del Ministerio Público era que a los 99 años de prisión por el asesinato se le tenía que sumar un 20% de cada uno de los seis cargos.

“Tanto nosotros, el Ministerio Público, como los perjudicados interesábamos que se pusiera la pena máxima que el Tribunal entendiera se debía imponer en este caso y eso se hizo. Así es que nosotros, obviamente, estamos conformes con la decisión de la Jueza", mencionó la Fiscal.

El 1 de enero de este año, Sánchez Díaz inició un fuego en la residencia de sus padres en el sector La Maldonado, en Florida, cuando se celebraba una cena familiar.

A consecuencia de ese fuego murió su madre, Josefina Díaz; sus sobrinos Samuel Molina Sánchez, Pamela y Jesús Sánchez Vázquez; su cuñada Nereida Vázquez, y la norteamericana Kate Donahue, prometida de su sobrino Jesús.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada